febrero 7, 2023
4-Curiosidades-de-la-fundicion-de-metales-que-no-sabias

4 curiosidades de la fundición de metales que no sabías 

La fundición de metales es un proceso que se conoce desde la prehistoria. Inicialmente comenzó con el cobre y en la actualidad son muchos los metales que se utilizan, como por ejemplo, aluminio, titanio, níquel, entre otros. 

Sin embargo, hay cientos de detalles alrededor de este proceso que son poco conocidos, por eso, en este post te contamos 4 curiosidades de la fundición de metales que no sabías

#1 ¿Por qué el uso del horno de cubilote disminuye? 

Para la fundición de metales se hace necesaria la ayuda de una cavidad donde se lleva a cabo todo el proceso. La manera más sencilla de hacerlo es por medio del horno cubilote, ya que este posee internamente un material refractario con gran resistencia a las temperaturas. En este sentido, al momento de producirse el calor, el material se derrite y queda en una parte de abajo del horno que es fácil de retirar. 

No obstante, las grandes industrias han dejado poco a poco de utilizar este tipo de horno por su gran impacto en el medio ambiente, porque el metal derretido que llega al fondo del horno también trae consigo escoria o una capa de impureza que lamentablemente va a parar al ambiente.

Del mismo modo, durante el proceso se evaporan muchas sustancias nocivas que rápidamente llegan al aire que respiramos y, por si fuera poco, con este tipo de horno no se puede producir acero que es un material bastante utilizado hoy día. 

#2 Baja conducción de temperatura 

Los objetos fabricados mediante la fundición de metales tienen la propiedad de retención de calor y es casi imposible que se sobrecalienten; sin embargo, el proceso de conducción de temperatura es mucho más lento y es por esto que muchos de los objetos han sido sustituidos por otros materiales, como por ejemplo, el acero al carbono. 

#3 Se pueden producir explosiones 

Un gran riesgo de la fundición de metales son las explosiones que se pueden generar por el contacto del agua con el metal o las impurezas, es por ello que los trabajadores de esta área deben tener completa concentración, capacitación y protección, porque de lo contrario se podrían ver afectados. Asimismo, todas las personas externas deben permanecer en un radio de 4 metros alejados de la zona de peligro. 

#4 Hay un riesgo mayor de posibles quemaduras 

Al entrar en contacto con un metal en proceso de fundición o impurezas, el personal encargado corre el riesgo de quemarse, pero este no es lo único a lo que está expuesto, ya que durante todo el proceso se libera monóxido de carbono que provoca grandes intoxicaciones y resulta ser bastante perjudicial para la salud.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *